“El amor durará tanto como lo cuides y lo cuidarás tanto como lo quieras”

CUADROS OLEO ESPATULA (3)

Hoy en día nos encontramos innumerables consejos o frases motivacionales en libros, artículos de revistas y sobre todo en las redes sociales. Yo misma, soy una excelente proveedora de ellas y las tuiteo, las subo al Instagram o las posteo en mi Facebook.

Procuro publicar aquellas que tienen relación con lo que he vivido o estoy viviendo. Me encantan porque constantemente encuentro los pensamientos y/o sentimientos plasmados en las palabras exactas, esas que quiero decir y  que en mi cerebro no se conectan los cables para que me salgan a mí solita y de mi propia inspiración.

Hoy me encontré una así “El amor, durará tanto como lo cuides y lo cuidarás tanto como lo quieras” y la publiqué porque es una frase atemporal, no hace falta acordarse de quién no me cuidó o a quién yo no cuidé. Es una frase que te dice claramente cómo funciona el amor en pocas, contundentes y comprobadas palabras.

Me puedo aventar otro montón de frases lindas, pero creo que a veces necesitamos más claridad, es decir, ejemplos más cotidianos y no precisamente metáforas.

Yo no sé ustedes pero a mí me enamoran los detalles, las palabras bonitas, el diálogo, la complicidad, la diversión conjunta, el respeto, la sensación de ser la persona más importante para alguien, los mensajes inesperados, los besos robados, el interés por mi bienestar, el saber que mi pareja sabe lo que me gusta comer, cómo me gusta vestir, qué me gusta hacer…o en resumen, que me pongan atención.

De modo que, cuando voy sintiendo huecos, cuando comienzo a extrañar actitudes, cuando dejo de sentirme cuidada o apreciada, se me va el amor.

Porque a final de cuentas, uno puede saberse amado, pero que levante la mano la que jure que con eso es suficiente. Que no necesita demostraciones de ese amor, que no necesita escucharlo, que no le hace falta la práctica y que con la teoría le basta y sobra.

Si existe una así, la quiero conocer. Quiero que me diga cómo le hace para bajarle el nivel al romanticismo, nos haría un gran favor a muchos.

Yo digo, que todos, hombres y mujeres necesitamos sabernos y sentirnos amados. Que las demostraciones deben ser mutuas, que las atenciones y los detalles deben ser recíprocos porque cuando la balanza se inclina hacia un solo lado… eso es malo. Y ¿Saben por qué es malo? Porque tarde o temprano el que recibe menos se da cuenta y tal vez lo diga de inmediato, pero tal vez no. Tal vez decida callar su necesidad o decepción con la esperanza de que sólo sea una racha o bien, simplemente un descuido que espera que no suceda de nuevo.

Tristemente vivimos en una época tan materialista que sentimos que nuestras demostraciones de afecto entre más caras sean mejor serán recibidas. Y no es así. No hay necesidad. Un hombre puede hacer feliz a una mujer con tan sólo decirle que se ve linda, que la ropa le sienta bien, que le gusta mucho. Con una flor, sí, así como lo leen, UNA sola flor dada a tiempo vale mucho más que docenas de rosas cuando el amor ya se marchitó.

En realidad mantener vivo el amor, es fácil si tan solo ponemos atención a cosas simples como: qué le gusta a la pareja, cómo se viste, qué come, qué le hace sonreír, qué sueña o de qué habla.

No hay mejor regalo que aquél que se da pensando en la persona a la que va dirigido. ¡No regale algo que le gusta a usted! Los que tienen mejor recibimiento son aquellos que sorprenden. ¿Usted no baila pero ella sí? Llévela a bailar, créame cuando le digo que eso NUNCA se le va a olvidar ¿usted no sabe hacer pambazos y a él le encantan? Pues nada le cuesta enseñarse y hacerlos aunque sea una vez, él valorará el esfuerzo y tampoco lo olvidará nunca.

¿No hay dinero para celebrar el aniversario, el día de los enamorados o el cumpleaños? USE SU IMAGINACIÓN… nunca diga, es que no tengo dinero, porque verá: una carta no cuesta, una flor robada de un jardín no cuesta (si no los cachan claro), un post it con un “TE AMO” le sale en menos de 5 pesos, una caminata acompañada de un helado sale en menos de 100 pesos…el mensaje es claro: si le vamos a poner precio al amor jamás le podría regalar a mi pareja todo lo que yo creo que se merece si hago equivalencias. A todos nos gustan los viajes, los autos, las cenas elegantes, la ropa cara, los celulares de moda, pero ¿realmente necesitamos que nos regalen eso para sentir que nos quieren, que somos importantes o recordados?

No hacer nada es mucho peor o como dije antes: ES MALO.

No se espere a que llegue una fecha especial, uno siente amor todos los días y se quiere sentir amado TODOS LOS DÍAS. Y no se trata de vivir aventando los “te amo” 10 veces al día ni de robarle las rosas al vecino tres días de la semana o de escribir cartas de amor cada mes.

Se trata de NO guardarse todo lo bonito o bueno que le pasa por la mente cuando ve a su pareja, cuando cocinan para usted, cuando le abren la puerta del auto, cuando le lavan y le planchan la ropa, cuando le preguntan que cómo estuvo su día.

Si ama, NO SE LO CALLE, DEMUÉSTRELO. Porque debe saber, que si el amor no es alimentado, se desnutre y se muere. Y ya muerto, no hay coche, ni flores, ni chocolates, ni viajes ni departamento que lo reviva, se los digo por experiencia. He visto morir amores que se antojaban para siempre y todo por culpa de la rutina, el aburrimiento, el desinterés, la comodidad y el dar por hecho que ésa persona “es nuestra”.  Y como la sentimos justamente así, “nuestra”, se hace fácil dejar de esforzarse, ya no hay la misma necesidad de demostrar el amor porque “o sea si estoy con ella (él) es porque la (lo) quiero, si no ya me hubiera ido y ella (el) lo sabe”…ah, y entonces ¿estar juntos es sinónimo de amor y felicidad?

Pues fíjese que no, quien crea que es así está rotundamente equivocado. El amor no es nomás estar juntos y aguantarse. El amor del bueno es aquél que sobrevive a la falta de dinero, a los fracasos, a las desgracias y los altibajos de la relación; es el que no necesita publicarse para recibir 50 likes de retroalimentación,  es el que no necesita dinero para celebrar porque le sobra inspiración para demostrar.

El amor del bueno no cuantifica viajes, cenas, joyas o arreglos de flores…cuantifica logros, vivencias, fortalezas y apoyos.

Hoy quise hablar de eso porque SE NOS OLVIDA, nos volvemos soberbios y solemos decir: “pues yo así soy, si me quiere así pues bueno y si no pues ni modo”… y luego nos quejamos de que después de 3, 6 o 10 años, seguimos solteros y todavía nos preguntamos ¿POR QUÉ? Pues porque en el amor no cabe el egoísmo, ni la soberbia ni la conchudez. Es un trato, un convenio de equilibrio y reciprocidad, es caminar al mismo paso y en la misma dirección. No uno atrás y otro adelante.

Una pareja primero satisface necesidades mutuas y luego se expande para satisfacer las de los demás, llámese hijos, hermanos, padres, familia, mascotas etc. Son un equipo que si trabaja bien, contentos y con los mismos fines pueden lograr grandes cosas, hacerse felices y hacer felices a los que los rodean. Porque el amor del bueno, el verdadero, el bonito… contagia sin poder evitarlo. Se les nota a las personas, transmiten paz, buena vibra y dan ganas de tener lo mismo.

En el amor hay que poner atención y aprender a ceder, unas veces le tocará a uno y otras veces al otro. Seamos más observadores y escuchemos aunque no nos resulte tan interesante, porque al hacer eso estamos conociendo a nuestra pareja y después de todo ¿no es eso lo que queremos? ¿conocer y que nos conozcan?

¡Eso es! porque al final, uno se queda con quien te hace sentir bien, con quien sabe cómo te gusta el café, con quien conoce tus alergias, con quien se da cuenta cuando estás molesto y ya no quieres hablar más, con quien sabe lo que te lastima, con quien te protege…con quien TE CONOCE, porque la persona que sepa todo de ti, es la que quieres a tu lado para siempre, quien te hará compañía y te amará… a pesar de ti mismo.

Anuncios

2 pensamientos en ““El amor durará tanto como lo cuides y lo cuidarás tanto como lo quieras”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s